¿Cómo le Puedes Salvar la Vida a tu Gato?

SALUD Y PROTECCIÓN

  • 8 Feb, 2021
  • 5 minutos de lectura
  • 08/02/2021
  • 5 minutos de lectura

¿Cómo le Puedes Salvar la Vida a tu Gato?

Lo primero que debes hacer, es el darle a tu mascota, cuando la adquieras o adoptes, algún tipo de identificación (placa) ,que permita saber que tiene nombre y dueño y procura tener el número del veterinario a la mano en caso de emergencia.

Es indispensable que conozcas a tu gato y aprendas a leer los signos de aflicción que te está demostrando para mantener a tu mascota con vida hasta la llegada del Veterinario.

Cómo salvarle la vida a tu gato (vet)

Las medidas que a continuación mencionaremos, sólo te ayudarán para que tu “minino” conserve la vida, aminore un poco el dolor mientras llega el especialista, recuerda que es importante que guardes la calma y tengas la completa seguridad de lo que estás haciendo, pues tu gato puede sentir el nerviosismo y dificultar la atención de los primeros auxilios.

Un botiquín de primeros auxilios a la mano puede ser de mucha utilidad, procura tener uno a la mano con los siguientes componentes:

  • Pinzas con punta
  • Termómetro rectal digital
  • Pequeñas tijeras con punta romas
  • Gasas estériles
  • Gasas estériles enrolladas
  • Esparadrapo blanco
  • Bolsa de algodón y rollo de algodón acolchado
  • Agua oxigenada (un limpiador de heridas)
  • Colirios (pueden ser para humano)
  • Limpiador antiséptico
  • Hidrocortisona en ungüento
  • Gotero
  • Lista de medicamentos de tu mascota que incluya dosis y condición médica
  • Bolsa de hielo

New call-to-action

Para estos casos, es tan importante que sepas qué hacer, como qué no hacer, pues en lugar de causar un alivio podría empeorar la situación de tu mascota. Es importante, por ello, que realices una diagnóstico o inspección general de tu “minino” para conocer su estado y tomar las decisiones correspondientes.

Durante la inspección o evaluación que realices debes de poner especial atención en la existencia de algún tipo de anormalidad en la conformación corporal de todo su cuerpo, cara, cuello, extremidades, tórax, abdomen etc., busca evidencias de hemorragia externa, examina el color de las mucosas, su frecuencia y calidad de respiración además del pulso, observa si hay olores extraños.

En caso de encontrar alguna herida, fractura o luxación, llévalo urgentemente al veterinario.

¿Qué hacer para reanimar a tu gato?

Lo primero que tienes que hacer es comprobar que haya latidos, movimientos del corazón y esté respirando.

En caso de que el corazón de tu mascota no lata, tendrás que aplicar la técnica de reanimación cardíaca, ya que está sufriendo un paro cardíaco.

En el caso de que no respire pero su corazón esté latiendo, lo que ocurre es que tiene un paro respiratorio y debes aplicar el procedimiento de respiración artificial.

Cómo salvar a tu gato (reanimación)

¿Qué hacer frente a un paro cardíaco?

Si tu gato se encuentra inconsciente por que dejó de latir el corazón realiza los siguientes pasos:

  • Coloca a tu mascota en una superficie plana como una mesa.
  • Ábrele el hocico y sácale la lengua para facilitar la entrada del aire.
  • Coloca tu mano bajo su pecho, debajo de la pata superior.
  • Presiona suavemente pero con firmeza un par de segundos, descansa un segundo y repite el mismo procedimiento por lo menos cinco veces, tienes que alternar esto con la respiración artificial.
  • Verifica si late el corazón o si respira, en caso de que no sea así, repite el procedimiento por unos 15 minutos hasta que tu gato respire por sí solo. En el momento de que comience a respirar, suspende el procedimiento.

¿Qué hacer frente a un paro respiratorio?

  • Primero quítale el collar y recuéstalo de costado, saca su lengua y observa si expulsa algún líquido que pueda estarle obstruyendo las vías respiratorias.
  • Páralo y ábrele el hocico para ver si hay algún objeto atascado, si no procede a dar la respiración.
  • Sopla aire por su nariz durante 3 segundos, descansa un segundo y repite la operación. Puedes soplar aire en la nariz y hocico al mismo tiempo, para ésto, toma el hocico con tus manos formando un túnel para evitar que el aire escape. Continúa hasta que tu gato respire por sí mismo.

 

Cómo salvar a tu gato (respiración)

Si has identificado que tu gato no respira, es importante que realices este procedimiento lo más rápido posible para evitar que tu gato sufra algún tipo de daño cerebral irreversible.

El estar preparado para una emergencia hará que estés en una mejor posición para mantener la vida de tu gato, infórmate y mantén una estrecha comunicación con tu Veterinario de confianza.