Juegos Caseros para Cachorros

PERROS

  • 7 Ene, 2021
  • 5 minutos de lectura
  • 07/01/2021
  • 5 minutos de lectura

Juegos Caseros para Cachorros

El periodo de aprendizaje de nuestros cachorros comienza a la tercera semana de vida y termina por lo regular hasta los cuatro meses, en este periodo debemos enseñarle a nuestro can todo lo necesario para una convivencia armoniosa en casa, además de socializarlo correctamente, es decir, estimularlo por medio del contacto con nosotros, con otros perritos y con estímulos sonoros, visuales y sensitivos.

Nuestro cachorro debe sentirse cómodo y seguro entre la gente, manejando las diferentes partes de su cuerpo. Este proceso debemos comenzarlo a partir de que nuestro cachorrito ha recibido la primera vacunación recomendada por el Médico Veterinario.

Juegos caseros (burbujas)

Aquí algunos ejemplos de juegos caseros para comenzar a estimular los sentidos de nuestro cachorro y desarrollar su intelecto:

Burbujas de jabón: Les ayudará a mejorar su coordinación al perseguir las burbujas que soples y logrará, con práctica saltar.

Juego con coladeras: el objetivo de este juego consiste en que el perro utilice su nariz para mostrar donde está escondido el premio y para ello harás lo siguiente:

– Coloca los coladores en el suelo uno junto a otro, puedes comenzar con sólo dos coladores.

– Mientras tu cachorro espera, esconde rápidamente el premio en uno de los coladores.

– Permite que se acerque a olfatear los coladores.

– Observa si tu cachorro escogió el colador correcto.

– Si es así, levanta el colador para que obtenga su premio.

Puedes ir aumentando el grado de dificultad al colocar más coladores.

New call-to-action

Laberinto: para comenzar este juego debes hacer un laberinto fácil y con el tiempo aumentar la dificultad. Para hacerlo necesitas palos, cuerdas, cajas, telas, pisos de goma armables y todo el material que se te ocurra.

– Forma un laberinto con el material de tu elección.

– Guía a tu cachorro durante todo el recorrido y cuida de que no intente salirse del camino.

– Si es posible, deja que recorra por sí solo el laberinto.

– Prémialo una vez concluído el camino.

Juegos caseros (premio)

Botella giratoria: consiste en girar una botella sostenida con un palo para que tu cachorro obtenga una recompensa. Una vez logrado el objetivo podrás agregar más botellas al palo, para aumentar el número de premios; para ello fija los extremos del palo a una estructura inmóvil. Para fabricarlo necesitarás botellas de plástico vacías, un palo y premios.

– Haz un par de agujeros en una botella, uno de cada lado, exactamente a la mitad de la botella.

– Por esos orificios pasa el palo.

– Introduce un premio en la botella.

– Sujeta ambos lados del palo y coloca la botella al nivel del pecho del cachorro.

– Enseñarle que con el roce de su nariz con la botella puede hacerla girar para que salga un premio.

Esperamos que estos tipos y consejos sean el principio de la creación de muchos juegos y de horas interminables de diversión en compañía de tu cachorro.